MEMORIAS DE GETXO

martes, 11 de septiembre de 2012

KARIN, EL ULTIMO ARRANTZALE DEL PUERTO VIEJO


La pesca, los vascos, la hemos ejercido, desde tiempos inmemoriales, de forma tradicional, por lo menos desde el “aziliense”, cultura del Epipaleolítico (fase inicial del Mesolítico), este término lo creó el Belga Emile Piette en 1889 para designar un grupo cultural extendido por los Pirineos hasta Cantabria y Asturias, esta actividad primaria debia su importancia, a la explotación de los caladeros más alejados del Golfo de Vizcaya y se retrotae a hace entre 11.500 y 9.500 años atras, actividad que ha sido desigual a lo largo de los siglos.

Las embarcaciones que los pescadores Bizkainos empleban para sus faenas, empezaron a sufrir radicales modificaciones en su diseño, sobre todo desde que se fue generalizando para este objeto, el uso de lanchas de vapor, las que se utilizaban anteriormente, no eran de las más apropiadas para garantizar la seguridad de los que las tripulaban, todas ellas carecían de cubierta, y ya se conoce el dicho de los viejos Arrantzales, "barco sin cubierta, sepultura abierta".

Karin”, Jacinto Lastra Casal, nacido el 18 de Octubre de 1959 en Bilbao, cuando tenia 4 años su familia le trajo al Puerto Viejo a vivir, a lo largo de su vida ha desarrollado diversos trabajos, electricista, cristalero, aunque finalmente se decidió por la de Arrantzale, actividad que ya desde pequeño ejerció sobre el una gran atracción, solia ir a pescar txipirones, y relizaba pesca en plan furtivos, tratando de no molestar a nadie, por la esquitas, pero a alguien debio de estorbar, asi que les denunciaron y les pillaron, los inspectores de pesca les encontraron con una pesca “bonita” y les dijeron “porque no os dedicais a esto en plan profesional”, y aunque al principio lo de los titulos les parecia muy dificil de sacar, ademas de que , en aquellos tiempos, habia que ir a escuelas como las de Bermeo, Pasajes o Ondarroa, que estaban lejos, ese fue el empujon que necesitaba para comenzar su andadura profesional.

La primera embarcación que tuvo fue un gasolino que compro en Elantxobe, tenia cubierta y era un poco mayor que las que hay en Arriluze, la segunda, una merlucera de 11 mts. la compró en Castro, con otro socio que mas tarde lo dejo, asi que comenzó en solitario su actividad en 1991.

Se le puede considerar como el ultimo arrantzale, profesional, del Puerto Viejo de Algorta, tras finalizar su actividad Roman Deusto “Faneka”.


Su actual barco, el Itsaso Berria, tiene 12 mts. de eslora, 3,80 de manga, con un motor de 125 Cv. , otro auxiliar para generar electricidad, bombas de achique y bombas de baldeo etc, el barco tiene capacidad para trabajar 4 ó 5 marineros, pero como estan los caladeros solo da para vivir dos arrantzales.

Dentro de las funciones de cada uno tien encomendadas dentro del barco Karin dice,, con cierta ironia, que el es Patron, marinero, engrasador, mecanico, los dos desarrollan mas o menos las mismas actividades, que se complementan cuando preparan las artes de pesca, normalmente uno encarna los palangres y Karin, que ejerce de patron, lleva el timón, pendiente de la sonda y ayudandole con las lineas para que no se enreden, pero como el dice “hacemos practicamente el mismo trabajo”.

Las temporadas de pesca, dentro de las especies que trabajan, para ellos suelen ser: en el mes de Septiembre empiezan con la Lubina, Mojarra y Dorada, aguantan con estas especies hasta Febrero; a partir de ese mes empiezan la costera del Verdel, hasta Marzo, aunque según dice, solo suele durar tres semanas por el tema de cupos; a partir de hay empiezan con la Merluza, entonces traslada el barco a Arminza, Cofradia a la que pertence, ya que Arriluze no tiene actualmente cofradia, descansan desde finales de Julio hasta finales de Agosto, siempre que no haya capturas ya que es el peor mes para ellos.


Su actividad no se interrumpe el resto del año excepto cuando las malas mares lo aconsejan, nunca trabajan com mares a partir de fuerza 4-5, que por un lado por seguridad y por otro porque los palangres, se enredan por la merejada, los lian y no se pesca nada, por lo que no se hace aconsejable hacerse a la mar, en esas condiciones.


Un dia normal de pesca consiste mas o menos en lo siguiente: Ahora, en Septiembre, que saldran a lubina, no es necesario madrugar mucho, amanece mas tarde, se levantan sobre las 6,30 h., arrancan el barco, cogen la carnada, porque luego según recogen los aparejos que han largado la vispera, volveran a encarnarlos, y los tiran otra vez, se van a casa, al dia siguiente a la misma hora, repetiran la maniobra. Para la pesca de la Merluza tienen que madrugar más, se levantan sobre las 2,30 h., ya es verano y amanece antes, van a Arminza, cogen la carnada en la cofradia, y se dirigen a la cala y nada mas llegar a la “Cala”, esta a unas 8 millas, largan los aparejos, los cuales van encarnando sobre la marcha, unos 1.000 (es la cantidad autorizada) anzuelos, y tienen que esperar de 1 a 1,5 horas para recoger la pesca, tiempo que aprovechan para dormir un rato, actividad que terminará sobre las 11 horas de la mañana, durante el regreso a puerto, van limpiando el pescado, la merluza la tienen que llevar limpia (sin tripa), llegan a Armintza donde venden algo de pescado, ya que en ese puerto no hay pescaderias y el resto lo distibuyen en algun restaurante y Merca Bilbao.




Cuando el bonito se acerca a nuestras costas salen, a cazea tras el, pero en los ultimos tiempos, 5 años, no se deja ver cerca de la costa, y para los barcos de su tamaño estan muy lejos, por lo que no suelen hacer capturas de esta especie.

Los cebos que utilizan son: para la merluza, Parrotxa (sardinilla pequeña) congelada, para la Lubina utilizan “Patalines” (cangrejos pequeños), para la captura de estos suelen largar nasas (jaulas), otras veces recurren, a traves de Merca Bilbao, a los que les traen de Galizia o a los traen ellos de San Vicente de la Barquera, ya que en los ultimos tiempos estos crustaceos estan fallando “no se si es por la temperatura del agua” comenta Karin, compran como decia anteriormente, de Galizia el carramarrilo verde que tienen en las Rias Gallegas. Para el quisquillon, y las necoras utilizan algunas bogas que suelen venir en los palangres, y otras especies que no se comercializan, que les proporcionan compañeros que andan a la red.


Su actividad, fundamentalmente, se desarrolla mediante el Palangre y las Nasas; para la Lubina, el palangre, es de superficie, como podemos observarlo en la foto superior, cada 5 anzuelos lleva un corcho; para la merluza, el palangre es de fondo, son mas grandes la linea, la puntera y el anzuelo, llevan una piedra y una bola, de hay el nombre que recibe “Piedra-Bola”, dependiendo como este el pescado (mas arriba o mas abajo), si esta mas abajo colocan las piedra bolas cada 10 ó 15 anzuelos, como se puede ver en la foto inferior, las piedras suelen tener un peso de unos 2,5 kg., si el pescado sube a comer mas arriba las colocan cada 20 ó 25 anzuelos, asi van jugando dependiendo de la altura a la que este el pescado, altura que controlan mediante sondas.




Sus zonas de pesca suelen ser el Norte de Armintza, que es la principal en la que actuan, Bakio, Matxitxako, llegando como tope a Cabo Villano. No suelen tocar mas hacia Castro por que es zona de arrastre y cualquier pesquero que se dedique a esa actividad “te puede llevar los aparejos”.


Los cebos que utilizan son: para la merluza, Parrotxa (sardinilla pequeña) congelada, para la Lubina utilizan “Patalines” (cangrejos pequeños), para la captura de estos suelen largar nasas (jaulas), otras veces recurren, a traves de Merca Bilbao, a los que les traen de Galizia o a los traen ellos de San Vicente de la Barquera, ya que en los ultimos tiempos estos crustaceos estan fallando “no se si es por la temperatura del agua” comenta Karin, compran como decia anteriormente, de Galizia el carramarrilo verde que tienen en las Rias Gallegas. Para el quisquillon, y las necoras utilizan algunas bogas que suelen venir en las Nasas.

El izado de la pesca lo realizan mediante una maquilla accionada mediante un sistema hidraúlico.

Los preparativos para salir a pescar los realizan en su lonja, donde con anterioridad han preparado los palangres y las nasas, los cebos que van a utilizar los tienen en viveros en la mar. Suelen tirar 25 jaulas en las que pueden coger “patalines”, a veces cogen 2.000 ó 3.000, los meten en un vivero grande que tienen en el fondo del mar, y todos los dias cuando van a salir a pescar, cogen lo que van a necesitar.


La pesca la comercializan a traves de Merca Bilbao y una pequeña parte a Restaurantes conocidos. Tres puertos suelen tocar Colindres (Cantabria), cuando van a verdeles, lo mas proximo para venta es Bermeo ya que en Santurtzi no hay venta, y se tarda mucho en llegar con el coche, Armintza y Santurtzi.

La titulación minima que deben de tener es la de Patron de Pesca y Mecanico (Titulo costero polibalente), cursillo de Marinero pescador (apagar incendios, saber nadar, practicas en caso de naufragio, nudos, luces, etc.).


Los cuidados mas importantes para el mantenimento de una embarcación como la de Karin se ciscunscriben a mirar el motor y cambiar el aceite cada 400 horas, revisar las maquinillas, el hidraulico, latiguillos, la limpieza de fondos la realizan cada 6 meses, suben la embarcación con el carro en Arriluze, aprovechan para cambiar los ánodos de sacrificio: Piezas de zinc que se colocan sobre el eje de la hélice y en otros sitios de los cascos de las embarcaciones, para evitar la corrosión y la pintura de los fondos.


Dentro de los elementos de seguridad para un barco como el que ellos utilizan estan: una balsa de seguridad para 4 ó 5 tripulantes, estintores, radio baliza (que en caso de hundimento da la posición a Madrid del lugar en el que se ha producido), chalecos con localizador (llevan un Gps), bengalas, aros salvavidas, botiquin y emisoras de radio.

Karin es un todo terreno, ni se ha planteado pensar en la Jubilación, dice que “como esta la cosa...”, lo mas aproximado a esa idea es el saber que cada 10 años de navegación les quitan 1,5 años para poder jubilarse, en la edad que en cada momento este marcada, dentro de los 35 que ahora se exige como minimo. Su actividad cada vez es mas dificil, escasean las especies, y los grandes barcos, que ahora estan tranquilos con la pesca del bonito, cuando acaben la costera, se empezaran a poner nerviosos y atacaran sus zonas de pesca, incluidas las playas, se meten hasta en 7 brazas que vienen a ser unos 14 metros de profundidad, ellos tienen como limitación 5,5 metros de profundidad.


 
Si no hay alguien mas joven que vaya tomando al “alternativa” dentro de pocos años la actividad pesquera profesional habra terminado en Algorta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada