MEMORIAS DE GETXO

lunes, 26 de diciembre de 2011

NEGURI LA CIUDAD DE INVIERNO DE LA BURGUESIA VASCA


En 1860 el municipio de Getxo, tras la amortización, cuenta con tres grandes fincas comunales: Aiboa (44 Ha.), La Galea (157 Ha.) y Baserri (25 Ha.).

Las fincas de La Galea y Baserri se encontraban bastante alejadas de los núcleos urbanos y compartieron un destino paralelo: fueron adquiridas a precio de tasación por dos de los mayores hombres de negocios vizcaínos de la época.

La Galea fue comprada por José María Martínez de la Rivas por 157.150 pesetas, y los Juncales del Baserri por Víctor Chavarri Salazar por 18.482 pesetas.

En Aiboa sus cuarenta y cuatro hectáreas se dividían en dos terrenos diferenciados, el núcleo central de la propiedad lo constituía un monte arenoso, llamado Aiboa y también Aretxetaurre. Bordeándolo por los lados norte, este y sudeste se abrían las vegas del río Gobelas entre Fadura y La Avanzada.

Los compradores de la finca Aiboa fueron un grupo de cuatro particulares asociados para esta operación: Ignacio Ituarte, Matías Romo, Francisco Irigoyen y Francisco Ciriaco Menchaca, y que tras ampliarla con tres fincas colindantes y vender unas porciones marginales, traspasaron la propiedad a José Isaac Amann, Enrique Aresti y Valentín Gorbeña .

Fueron estos ultimos quienes, el 6 de mayo de 1903, solicitaron del Ayuntamiento de Getxo el permiso para dar comienzo a las obras previas a la urbanización, y quienes constituyeron en marzo de 1904 la Sociedad de Terrenos de Neguri.

El origen del proyecto de Neguri y el protagonismo absoluto de su realización recae en una única persona, José Isaac Amann, fue Amann quién ideó la formación de un nuevo barrio sobre esos terrenos colindantes con la línea de ferrocarril que él mismo dirigía.

El diseño del plan de urbanización fue realizado por José Isaac Amann, y aprobado por el Ayuntamiento de Getxo en mayo de 1903.

La Iglesia de Nuestra Señora del Carmen, inaugurada el día 16 de Julio de 1910.


En 1913 el arquitecto Manuel María Smith proyectó el edificio de la Sociedad de Golf de Neguri en la carretera de la Avanzada.

Neguri proviene de la fusion de dos palabras vascas: Negua e hiri (invierno y ciudad respectivamente), Neguko hiri, Neguri. La ciudad de invierno diseñada, como se ha señalado, para la burguesía vasca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario