MEMORIAS DE GETXO

lunes, 18 de julio de 2016

EL FRONTÓN DE EGUIDAZU




El frontón de Eguidazu. Areeta-Las Arenas ha tenido frontones y afición a la pelota. De uno de ellos ya hablé en mi entrada del 10 de mayo del 2012 “El frontón de la calle Mayor de Las Arenas”. Otro menos conocido, que nació en 1922 y desapareció en 1937, es el de la calle Gobela.

El día 15 de octubre de 1922 D. Domingo de Eguidazu se dirigía al consistorio solicitando: “...poder construir una vivienda con frontón en la parte zaguera de ésta...” en su propiedad de la calle Gobela. La autorización llegaba el 31 de octubre de aquel año. Esta edificación estaba situada, como se decía en el escrito: “...en la Calle Gobela, próximo a los kilómetros 14 y 15 del ferrocarril de Bilbao a Las Arenas...” Actualmente podríamos situarlo a la altura de los números 29 y 31 de dicha calle.

La edificación, una vivienda de planta baja y tres pisos de dos manos por cada piso, disponía en su planta baja de dos salones, en uno de ellos seguramente estuvo el “Cine Popular”, del que hablaba el párroco de Las Arenas D. Félix Acha en su libro “Recuerdos de Las Arenas” (pagina 283). Por un lateral de dichos locales se accedía mediante una escalera a las gradas, situadas frente a la cancha del frontón, que abarcaba toda la longitud de la vivienda. Disponía de un acceso por la parte central de los salones mediante otra escalera, situada en el primer rellano, a otra de las gradas. Esta era longitudinal a la cancha y ocupaba todo el espacio de ambos salones. Disponía de una cubierta a dos aguas que cubría el frontón. Su frontis lateral daba a las vías del ferrocarril, lo que estuvo a punto de impedir su realización.


El 28 de febrero de 1923 el consistorio getxotarra enviaba una comunicación a Eguidazu en la que le decía: “...el emplazamiento de la pared del frontón, próxima a la curva que existe en la vía, antes de la estación de Las Arenas, por su mucha altura, acortara la visibilidad de los trenes de Bilbao en su entrada a la estación...” Lo que consideraban : “...una circunstancia importantísima que puede afectar a la seguridad teniendo en cuenta el intenso servicio de trenes y viajeros de dicha estación...” Domingo de Eguidazu solicitaba al Ayuntamiento que se tramitara aquel permiso ante la Jefatura de la División Técnica y Administrativa de los Ferrocarriles para que dictaminara si su solicitud podía suponer algún peligro.

El 9 de abril de 1923 la 1ª División de la Inspección Técnica de la Jefatura de los ferrocarriles daba el visto bueno para la ejecución del frontón siempre que la pared lateral del mismo distase 1,20 metros del la vía del ferrocarril. El permiso de habitabilidad llegaba el 20 de julio de 1923. El 21 de septiembre de 1923, el consistorio getxotarra, autorizaba la apertura del frontón. Algunos de los pelotaris juveniles que citaba el diario deportivo “Excelsius”, como Arregui y Lopez de las escuelas publicas de Las Arenas, que vencieron a Martin y Blanco de Barakaldo en el Frotón del Club Deportivo de Bilbao en los Campeonatos Infantiles de Bizkaia de 1923, entrenaron en aquel frontón, aunque eso de momento es algo que no he podido comprobar.


Durante el golpe de estado de 1936-1937 la zona que ocupaba el frontón fue bombardeada (ver fotografía superior), resultando gravemente dañado, por lo que finalmente hubo que derribar la instalación deportiva.


Los datos de la construcción de ese frontón aparecen recogidos en el expediente Código 2.5.3.5, Signatura 2333004, del Archivo Municipal de Getxo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario