MEMORIAS DE GETXO

lunes, 23 de enero de 2012

GOTZON ELORTZA CINEASTA Y PINTOR DE GETXO


Gotzon Elorza, nacido en Bilbao en 1923, aunque no nació en Getxo, ha residido la mayor parte de su vida en el municipio y “sin ningún tipo de duda, en su producción queda patente su conexión y compromiso con Getxo y el euskera”.

Durante el exilio como consecuencia de la guerra civil, trabajo como delineante en París, es en esta ciudad donde toma conciencia de la necesidad del uso de los medios audiovisuales para evitar la desaparición del euskara, seriamente amenazado de extinción en aquellos años.

Convencido tambien de que en pocos años esta lengua podía desaparecer, realizo varios documentales, siendo el primer vasco, que después de la guerra civil, se plantea el uso del euskera en el cine como medio de concienciación y lucha para frenar el retroceso de dicha lengua se estaba produciendo.

Consciente de que toda lengua minoritaria que no tenga apoyo audiovisual es una lengua muerta, realiza cuatro documentales:

Aberria (1963), cortometraje documental, que representa una idílica visión del País Vasco rural (canto a la vida en el caserío), que se presentaba como un trayecto que iba desde la infancia a la vejez.

Aberria (La Patria) fue el título que este film llevó en París. Al proyectarse en Euskadi Sur, por razones obvias, pasó a llamarse Erria (El Pueblo), Interpretes: Jon Enbeita, Balentin Enbeita, Jon Lopategi, Víctor Olaeta.


Elburua Gernika (1963), cortometraje documental, No sólo es un documental desde Machichaco hasta la villa foral, sino también el signo de la recuperación cultural, de la lucha por la afirmación de una conciencia colectiva en una zona privilegiada de Vizcaya.

Ereagatik Matxitxakora (1963 ), cortometraje documental, Documental de la costa vizcaína desde la playa de Ereaga hasta el Cabo de Matxitxako.

Avignon (1964), cortometraje documental.

Grababa con una cámara de 16 milímetros, porque las de 18 eran profesionales y más caras, según cuenta él mismo, en la década de los 60 vivía en Paris y comenzó a cruzar con su esposa Bisi Unanue la frontera para realizar las grabaciones. Realizaba los viajes con su mujer en un 4x4 a escondidas. Grababan y volvian a Paris a su trabajo. Su trabajo fue más que nada psicológico, porque se dio cuenta que resultaba muy atrayente colocar a una, dos o cien personas en una pantalla, escuchando euskera y con música vasca” explicaba el propio Gotzon Elortza. Fue su propio hijo Aitor uno de los actores de su pelicula “Aberria”.


Fue uno de los precursores de una cinematografía vasca euskaldun. Su intento de hacer un cine profesional sobre temática vasca y rodado íntegramente en euskera a finales de la década de los cincuenta le colocó en los umbrales del cine moderno del País Vasco.

En palabras del mismo Gotzon “los documentales eran muy inocentes, porque la represión era muy grande” nos da la idea de los recobecos que aquella época exigía para relatar los hechos.

Considerados de gran valor histórico, etnografico y linguistico, estas peliculas que se encontarban en la “Filmoteca Vasca” en Donosti, estan siendo restauradas por los Ayuntamientos de Getxo, Gernika y Bermeo, la Mancomunidad de Uribe Kosta y la Diputación, para asegurar su supervivencia.

En 1968 años fue encarcelado en la Prisión Provincial de Basauri, durante seis meses, por su trabajo, en aquella epoca coincidío en la misma carcel con Agustin Ibarrola, de Ibarrola aprendio la tecnica de grabados en madera, de entonces data una de sus Obras “Gure Herria”, en la que representa a un baserritarra soportando una gran roca que quiere caer sobre un baserri, representación de la represión sobre el Pueblo Vasco, de esta tecnica son tambien “Gure Baserri”, sobre ambas realizo varios trabajos.


La vida de Gotzon Elortza es una vida de compromiso con el Euskera y su Pueblo, gracias a personajes como el, en tiempos dificiles, la pervivencia de nuestra lengua ha sido posible.


1 comentario:

  1. Kaixo, existe algun enlace donde se pueda visionar la pelicula ABERRIA?

    ResponderEliminar