MEMORIAS DE GETXO

lunes, 3 de septiembre de 2018

EL KIOSKO DE SAN NIKOLÁS




El kiosko de San Nikolas, aunque más bien debiera decirse “Los Kioskos de San Nikolas”, ya que a lo largo de la vida de esta plaza de Algorta, han existidos tres, todos ellos fijos.

El primero de ellos debió de colocarse tras la ejecución del muro que daba a la propiedad de la finca de D. Juan Bautista de Basagoiti y la construcción de las Antiguas escuelas de la entonces llama Plaza de la Constitución (Actual San Nikolas), entre los años 1850-1868, cuando el maestro de obras (arquitecto municipal) D. Ciriaco de Menchaca, redactara un escrito que iba a cambiar la fisonomía de la mentada plaza. Estaba adosado a las escuelas, entre el paso que quedaba entre la calle Andrés Cortina y el Ayuntamiento (Actual Biblioteca San Nikolas) Era un kiosko rústico, construido con madera, como puede verse en la fotografía que encabeza este artículo.


El segundo de 1930, estaba adosado al frontón (este llamado también “El Tinglado”), situado en exterior del mismo, en el centro, hacia la plaza . Nació por iniciativa municipal, el 11 de julio de 1929. En esas fechas se decía: “...«que la plataforma que se utiliza para los conciertos de la Banda, que actualmente está instalada en la Plaza de la Constitución, por el natural desgaste de ella maderas que la forman, y los desperfectos sufridos por los continuos traslados de la misma, se halla en tan malas condiciones, que ni siquiera admite un arreglo parcial»...” En su proyecto de construcción, el arquitecto Ignacio María Smith se decía: “…«Es de reducida extensión respecto de la plaza. Y será utilizado especialmente en la época invernal, del 15 de octubre al 15 de mayo. Dejando el quiosco completamente libra la plaza, resguardado el mismo del noroeste, se consigue que en los días de lluvia , en los que se aprovecha el pórtico para el baile, dicho pórtico quede completamente libre»...” El diario “El Liberal” del 15 de marzo de 1930 recogía la noticia de la retirada del antiguo kiosko de madera: “...«Se va a proceder a desmontar el viejo quiosco de madera, que con destino a la banda municipal de música, había sido levantado en la Plaza de la Constitución de Algorta»...” El domingo 19 de octubre de 1930 se inauguraba el nuevo kiosko, que quedaba adosado a los soportales de la que fuera Casa Consistorial y antiguo juzgado, con la actuación de la banda de música municipal, al medio día, bajo la dirección del maestro Gainza. A partir de aquel día se anunciaba la actuación de la citada banda, todos los domingos y festivos, desde las 15 hasta las 19 horas.

Era una plataforma cubierta, destinada a la actuación de la Banda Municipal en las fiestas del Pueblo. Su construcción fue realizada sobre un zócalo de arenisca, procedente de las canteras de Berango, trasdosado de ladrillo; disponía de una escalerilla lateral para acceso al mismo; el forjado de su pavimento fue realizado de hormigón armado. Con una cubierta de chapa de cinc, a dos aguas, que estaba soportada por columnas de hierro galvanizado. El precio estipulado en la subasta, que salió al público el 13 de febrero de 1930, fue de 7021,45 pesetas. En la puja intervinieron D. Deogracias Inchausti, D. Aquilino Unamuno y D. Gerardo Marquijana, quedando adjudicada la construcción del mismo a D. Deogracias Inchausti por la cantidad de 5.430 pesetas. Su parte metálica fue construida en los talleres de herrería “La Esperanza” de Bilbao y sus piezas fueron trasladas en tranvía hasta Algorta. También intervino D. Lorenzo Pelletier, que tenía un taller de cerrajería mecánica entre las calles Urquijo y Las Mercedes de Areeta-Las Arenas. Otro de los que intervinieron en la ejecución de aquel kiosko fue la “Cª Palencia y Colominas” estucadores de la calle Ronda de Bilbao. El 13 de noviembre de 1930, el secretario municipal certificaba la liquidación de las obras, eso sí, como viene siendo habitual en casi todas la obras, su importe había aumentado a 8.047,78 pesetas.


Respecto del tercer kiosko, decir que estuvo situado junto a la parada de autobuses de la calle Andrés Cortina y que su ejecución coincidió con la transformación del Juzgado de la Plaza de San Nikolas, en la actual Biblioteca San Nikolas. Noticia que era recogida por la prensa local el 11 de julio de 1976, consistente en: “...«el traslado del actual quiosco de música hasta la línea de borde con la calle Andrés Cortina, junto a la parada del autobús»...”

A lo largo de su historia estos kioskos han visto pasar por sus plataformas innumerables actos festivos. A música fue uno de ellos, en junio de 1911 varios vecinos solicitaban que los domingos y días festivos tocara la banda de música en la Plaza de San Ignacio y el paseo de María Cristina. El consistorio acordó que los domingos por la tarde la banda de música de Algorta actuara en dicho paseo y si el tiempo lo impedía lo hiciera en la Plaza de la Constitución (actual San Nikolas). En 1932 fue escenario de actos de carácter político del Partido Socialista con motivo de la inauguración de la bandera de las juventudes socialistas, acto que recoge la fotografía inferior.


Años más tarde, durante los años 50-70, los bailes dominicales animados por afamadas orquestas del momento, como la Orquesta Monserrat, aportaron vida y divertimento a la juventud de Getxo.


Pero no solo la música fue la protagonista de ese escenario. Las actividades religiosas de la cercana parroquia de San Nikolas de Bari, también tuvieron como escenario esa plaza. Las fiestas de San Ignacio y San Lorenzo vivieron momento mágicos a lo largo de los años en es te escenario. En ella se hacían entrega de los premios de marchas reguladas y montaña de la Sociedad “Itxas Gane”. La entrega de premios del mercado de San Lorenzo, también tuvo como escenario el kiosko de la plaza. Fue escenario de la actuación de la agrupación de txistularis de Uribe-Kosta, quienes durante años nos deleitaron con sus conciertos todos los domingos. En el aspecto político, baste decir que todas las reivindicaciones de una época, tenían como final esta plaza. Con el replanteo, anterior a la excavación, para la construcción del aparcamiento subterráneo, en agosto del 2009, se iniciaba la desaparición de aquel escenario, que desde el lejano siglo XIX, vio las celebraciones más importantes del barrio de Algorta.

2 comentarios:

  1. Que recuerdos, seguro que era entrega de marcha regulada, la chica de la copa Miren Gatika, Marilu Learra, Nati Arzubiaga y no me acuerdo de la cuarta vivia creo en la Calle Nueva.

    ResponderEliminar
  2. Muchísimas gracias, Karla y Miren. Un abrazo.

    ResponderEliminar